Noticias

  • Inicio
  • Noticias
  • Presentación en Almeria del “Aula de la Dieta Mediterranea y vida saludable”

El Clínico San Cecilio promueve la dieta mediterránea con una jornada centrada en sus beneficios

Profesionales de Endocrinología y Nutrición han analizado la adherencia de los usuarios a la dieta mediterránea y el servicio de Hostelería ha preparado un menú especial para los pacientes hospitalizados.

El Hospital Universitario Clínico San Cecilio de Granada ha organizado una jornada para promover la alimentación saludable y la dieta mediterránea entre los usuarios del centro, coincidiendo con la fecha de la designación de este patrón de alimentación como patrimonio cultural inmaterial de la humanidad por la UNESCO.

Durante la mañana de hoy, profesionales del servicio de Endocrinología y Nutrición han instalado una mesa informativa en el acceso al hospital para informar a través de la pirámide de la dieta mediterránea sobre los múltiples beneficios que tiene para las personas y el entorno que nos rodea. Igualmente, se han entregado productos de alimentación saludables preparados desde el servicio de Hostelería del hospital para recordar la importancia de su consumo.

En la jornada, además, aquellos usuarios interesados han participado en una actividad para conocer su grado de adherencia a la dieta mediterránea y los profesionales del hospital les han ofrecido recomendaciones sobre cómo seguirla adecuadamente.

Coincidiendo con este día está previsto también que los pacientes hospitalizados dispongan de un menú especial preparado por el servicio de Cocina que constará de potaje de garbanzos con hinojos y arroz; rosada al horno en su jugo; ensalada de queso de cabra, granada, canónigos y piña con vinagreta de pistacho y miel; caqui o yogur natural con mousse de mango; y pan multicereales.

La coordinadora de la unidad de Nutrición Clínica y Dietética, María Luisa Fernández Soto subraya que “la dieta mediterránea es un patrón de alimentación basado en productos frescos y de proximidad muy recomendable para toda la familia ya que es la que mejor se corresponde con nuestro forma de vivir y la más respetuosa con nuestro entorno”.

Fernández Soto ha recordado, además, el trabajo de promoción que realiza el Aula de la Dieta Mediterránea y Vida Saludable de la Real Academia de Medicina y Cirugía de Andalucía Oriental que trabaja para lograr una mejor y equilibrada alimentación ya que esta va a repercutir de informa importante en la salud y en los hábitos de los ciudadanos.

Declaración como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad

La dieta mediterránea fue declarada en 2010 como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad durante la quinta reunión del Comité Intergubernamental de la Unesco celebrada en Nairobi (Kenia) para la salvaguardia de esta herencia. El objetivo de este reconocimiento es preservar un legado cultural y gastronómico que define e identifica a los territorios mediterráneos desde hace siglos.

Se trata de una dieta saludable rica en sustancias antioxidantes que protegen frente al deterioro celular, es baja en grasas perjudiciales para la salud (ácidos grasos saturados) y rica en grasas beneficiosas, como son los ácidos grasos monoinsaturados. Además, tiene abundantes carbohidratos complejos y fibra.

Los cambios en los estilos de vida, con un patrón de actividad física más sedentario y unos hábitos alimentarios que priorizan el consumo de comidas y bebidas ultraprocesadas así como el elevado consumo de los productos de origen animal en detrimento de los de origen vegetal, influyen en el abandono de la dieta mediterránea.

Comer fuera de casa con frecuencia, elegir comida rápida y, en general, utilizar alimentos preparados por la industria alimentaria es lo que está desplazando esta dieta tradicional tan saludable. Para fomentar un modelo alimentario más saludable, justo y sostenible, es importante consumir de forma consciente e informada. Se deben priorizar los alimentos de temporada, de proximidad, alimentos que se venden a granel y sin envases, especialmente de plástico por su difícil gestión